ABN Pipe exporta sus productos de materiales termoplásticos a más de 20 países

La compañía, con planta de producción en Medina del Campo, factura cerca de 16,5 millones y cuenta con una plantilla de más de 100 empleados
Factoría de ABN
Factoría de ABN Pipe en Medina del Campo (Valladolid).

Para ABN Pipe, la I+D+i es una pieza esencial en su estrategia a la hora de diseñar y desarrollar compuestos y sistemas de canalizaciones en materiales termoplásticos altamente eficientes y con un control exhaustivo de todo el proceso de fabricación.

Por eso ha integrado la fase de producción con su laboratorio de investigación y se ha dotado de tecnología puntera a nivel europeo para su planta de Medina del Campo (Valladolid).

“No sólo cumplimos las exigencias que marcan las normas de producto y la normativa de instalaciones, sino que vamos más allá ofreciendo nuevas prestaciones. Gracias a nuestra larga experiencia, de más de 30 años dedicándonos a los sistemas de canalizaciones, tenemos conocimientos técnicos más allá de nuestras propias soluciones. Nuestra propuesta de soporte y asistencia abarca tanto aspectos técnicos como comerciales para poder llegar a la solución más adecuada que, junto con nuestro equipo técnico-comercial, nuestra capacidad de producción y nuestro amplio stock, podemos proporcionar servicios personalizados con entrega inmediata”, asegura Javier Vázquez Sánchez, presidente de esta firma coruñesa que cerró 2021 con una facturación de casi 16,5 millones de euros y una plantilla de alrededor de un centenar de trabajadores.

Aumento de la capacidad de extrusión

ABN Pipe ha trazado una hoja de ruta a medio plazo para su fábrica vallisoletana que pasa por incrementar su capacidad de extrusión, tanto de tuberías como de compuestos termoplásticos, mediante la ampliación de las líneas de fabricación; adherirse a plataformas que promuevan la economía circular; y que toda la producción incorpore sellos que acrediten su nivel de sostenibilidad, como las Declaraciones Ambientales de Producto (EPD) o la acreditación Cradle to Cradle (C2C).

Entre las líneas de actividad del centro de Medina del Campo, destacan principalmente 2, como son la fabricación de compuestos termoplásticos, orientados a los sectores de automoción, extrusión de tubería y film, envase y embalaje, con una producción anual superior a las 20.000 toneladas; y de sistemas de tuberías y accesorios en materiales termoplásticos, como el polipropileno y el polietileno, ambos ecológicos y 100% reciclables orientados al campo de las instalaciones en la edificación, la obra civil y la industria.

Productos con homologaciones internacionales

La compañía, que exporta a más de 20 países y dispone de productos con homologaciones internacionales en Rusia, Sudáfrica, Cuba e Israel, está fuertemente comprometida con la sostenibilidad. Ejemplos de esta filosofía son su participación activa en la plataforma COMparte de la Red Española del Pacto Mundial, la publicación de su Código Ético y de Prácticas Responsables, la renovación del sello More 2021 Movilizados por el reciclado o su integración como socio signatory desde 2008 en el Pacto Mundial de Naciones Unidas, entre otros.

Más información en el número de marzo de la revista Castilla y León Económica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información sobre la protección de datos:
· Responsable de los datos: Ediciones La Meseta, S.L.
· Finalidad: Enviar un comentario
· Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar o suprimir los datos, así como otros derechos como es explica en la política de privacidad.
· Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de datos aquí.

Noticias relacionadas

Ir al contenido