El paro sube en 1.634 personas en agosto en Castilla y León

La comunidad autónoma alcanza los 119.083 desempleados, un 1,39% más que en julio
Trabajador.
En términos relativos, en Castilla y León el comportamiento del paro creció en agosto un 1,39% respecto a julio.

El número de parados inscritos en las oficinas de Empleo de Castilla y León subió en 1.634 personas en agosto y la cifra de desempleados en la comunidad autónoma repunta hasta las 119.083 personas, según los datos del Ministerio de Trabajo y Economía Social.

En términos relativos, en Castilla y León el comportamiento del paro creció en agosto un 1,39% respecto a julio. Por su parte, en el resto de España el paro aumentó un 1,4%, con lo que la cifra de parados en el conjunto del país subió en 40.428 parados hasta situarse en un total de 2,92 millones.

En comparación con agosto de 2021, el paro registrado en Castilla y León descendió un 20,09% (29.940 desempleados menos); mientras que en España el descenso es del 12,29% (el equivalente a 409.675 personas).

Evolución provincial

El paro creció en agosto en comparación con julio en todas las provincias salvo Palencia, donde bajó un 0,75% y 56 parados menos.

Por su parte, el mayor incremento de paro se anotó en Burgos (2,99%, 447 desempleados más), seguida de Salamanca (2,71%, 507 parados más); Soria (1,64% y 46 parados más), y Zamora, con el 1,63% y 153 nuevos parados.

El resto de las provincias se sitúan por debajo del 1,5%: Valladolid (1,41% y 374 parados); Segovia (1,37% y 76 parados más); Ávila (0,93% y 83 personas más sin empleo); y León, que se apunta un incremento del 0,02%, con 4 personas más en las listas del paro.

Descenso interanual

En comparación con agosto de 2021, el paro cayó en todas las provincias de Castilla y León y el mayor descenso del desempleo se registró en Burgos, con un 23,71% menos y 4.785 parados menos, seguida de Soria (-23,64% y 880 parados menos); Segovia (-21,93% y 1.584 parados menos); Palencia (-21,17% y 1.980 parados menos); Ávila (-20,42% y 2.303 parados menos); y Valladolid (-20,37% y 6.885 parados menos).

Por debajo de la media autonómica (-20,09%) se sitúan León (-20,02% y 5.809 parados menos); Salamanca (-17,55% y -4.087 parados) y Zamora, que anota de nuevo el menor descenso con un -14,59% y 1.627 personas menos en las listas del desempleo.

Así, en la actualidad el número de parados en Castilla y León (119.083) se reparte del siguiente modo: Ávila, 8.975; Burgos, 15.398; León, 23.210; Palencia, 7.374; Salamanca, 19.207; Segovia, 5.640; Soria, 2.843; Valladolid, 26.913, y Zamora, 9.523.

Más empleo en agricultura

Por sectores, el paro registrado en las oficinas de empleo de Castilla y León en agosto cayó en agricultura (-57 personas) y subió en el resto: servicios (1.429), seguido de construcción (125) e industria (78), mientras que en el colectivo de sin empleo anterior se registró un aumento de 59.

Del total de parados en Castilla y León, 11.047 son extranjeros, 33,46% menos que en 2021, lo que supone 5.554 personas menos, y un 1,44% más que en julio, 157 más en términos absolutos.

La distribución por sectores del siguiente modo: 83.908 en el sector servicios; 11.280 en el colectivo de sin empleo anterior; 10.097 en industria; 7.535 en construcción; y 6.263 en agricultura.

En cuanto a la situación por sexos, el paro en Castilla y León se reparte entre 47.992 hombres y 71.091 mujeres, si bien en el tramo de edad más joven (menores de 25 años), los hombres desempleados superan a las mujeres con 4.326 frente a 4.038.

Valoración de CEOE Castilla y León

CEOE Castilla y León considera preocupantes los datos del empleo del pasado mes de agosto. Según la patronal, se extienden a la comunidad autónoma los datos negativos a nivel nacional, conocidos el pasado mes de julio, que sitúan a la región a las puertas de una preocupante desaceleración, en un contexto económico incierto al que ya apuntan todos los indicadores.

Ante estos datos, CEOE Castilla y León insiste en la necesidad de apoyar a las empresas ante este escenario de incertidumbre, adoptando medidas que fomenten la actividad empresarial. Además, señala que a la persistencia de factores como el aumento de los tipos de interés o la inflación, se han sumado medidas como las relativas al ahorro energético, adoptadas de forma unilateral por el Gobierno de España, sin haber sido consensuadas ni con las comunidades autónomas ni con los sectores, que no solamente van más allá de los compromisos europeos sino que vuelven a provocar una inseguridad jurídica que en nada beneficia al impulso de la actividad productiva.

En opinión de CEOE Castilla y León, todo ello hace que vayamos persistentemente hacia una desaceleración que obliga a redoblar los esfuerzos en términos de flexibilidad, contener la inflación y la presión fiscal y moderar el coste laboral, promoviendo así un contexto de estabilidad regulatoria y certidumbre que genere confianza a los inversores y priorice el mantenimiento y la creación de empleo.

Castilla y León Económica / Europa Press

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información sobre la protección de datos:
· Responsable de los datos: Ediciones La Meseta, S.L.
· Finalidad: Enviar un comentario
· Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar o suprimir los datos, así como otros derechos como es explica en la política de privacidad.
· Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de datos aquí.

Noticias relacionadas

Ir al contenido