El Estatuto de los Trabajadores del siglo XXI, la gran oportunidad

Por Susana Vicente Calvo, directora del Área Laboral y RRHH en CE Consulting Norte
Susana Vicente, de CE Consulting
Susana Vicente Calvo, directora del Área Laboral y RRHH en CE Consulting Norte.

El Gobierno ha anunciado el desarrollo del Estatuto de los Trabajadores del SXXI entrada la segunda década del siglo. Llega tras una reforma que pretende dignificar la contratación. ¿El orden no debería haber sido el inverso? Los sindicatos aplauden el anuncio, y también lo hacemos los empresarios, cómo no. Es el momento de darle una vuelta de arriba abajo.

Estamos asistiendo a un verdadero cambio de paradigma en el mercado de trabajo; un cambio que va mucho más allá de lo técnico o tecnológico en sí mismo. No es solo cuestión de abordar la digitalización o la globalización, sino de aportar un desarrollo más elevado que contemple cuestiones mucho más amplias y probablemente, mucho más necesarias. Ética corporativa, cultura o filosofía son conceptos que se han desarrollado en la última década, pues hasta ahora solo se referenciaban en la literatura de gestión empresarial. Más allá de conceptos teóricos o aspiracionales, propios quizá de grandes empresas, esta ola de cambio está marcando el mercado de trabajo en la pyme, también en Castilla y León.

Políticas de conciliación

Los jóvenes están mucho más interesados por cuestiones como el salario emocional que las anteriores generaciones. El valor económico del trabajo se ha devaluado. Además, la pandemia ha cambiado también la escala de valores de los talentos senior. Es un hecho que las empresas deben buscar la manera de atraer talento y retenerlo facilitando políticas de conciliación y recursos humanos integrales desde una perspectiva global. Lo vemos en los procesos de selección. Lo vemos al analizar la capacidad de retención. Y cada día más.
Es importante también tener en cuenta que el empleo aumenta más, y los salarios crecen más rápido, en las ocupaciones que demandan habilidades sociales como, por ejemplo, capacidad de liderazgo y trabajo en equipo, mientras que decrece en los empleos que requieren capacidad de abstracción, comprensión, memoria, entre otras..

La clave sería hacer coincidir este nuevo Estatuto con un cambio en el modelo formativo para realizar el verdadero match que permita al mercado obtener el talento que requiere, en la proporción necesaria y con un marco jurídico que permita el desarrollo de la economía real.

Muchas cuestiones a revisar

Todos estamos en el lado de la economía social, circular, digital, de transformación, ecológica… se debe plantear un cambio con ambición y visión de futuro, pero debe ser un modelo realista y objetivado. Todos aprobamos la necesidad de revisar las funciones -y responsabilidades- de la inspección laboral, cuestiones como la prevención de riesgos laborales, salud psicosocial, teletrabajo, desconexión digital, protección de datos, algoritmos de selección, igualdad y diversidad, etcétera. Hay muchas cuestiones a revisar en un marco legal que data de 1980, pero quizá debería abordarse desde una perspectiva dual e incluso trial. Formación – trabajo – economía.

¿Encarecer el despido es posible? Sí ¿es viable? Habría que estudiarlo con un prisma muy amplio ¿Revisar las causas de despido y desarrollar una estrategia enfocada a mejorar el sistema de búsqueda y oferta de empleo no sería acaso más útil a largo plazo?

Los abogados laboralistas nos tememos un texto cargado de intención, pero poco revisado y ajustado a las circunstancias de las empresas; nuevos quebraderos de cabeza, improvisación y pocas certezas, tal y como nos hemos encontrado tras la entrada en vigor de la reforma laboral.

Sería una pena para todos que un acelerón demasiado fuerte o que una comisión de expertos ciertamente inexperta diera al traste con el resultado de este gran proyecto. El diálogo social será un mal necesario en todo este proceso. El Estatuto de los Trabajadores es el gran instrumento regulador de las relaciones laborales en España y es por tanto esencial que sea un instrumento de consenso. Es la gran oportunidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información sobre la protección de datos:
· Responsable de los datos: Ediciones La Meseta, S.L.
· Finalidad: Enviar un comentario
· Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar o suprimir los datos, así como otros derechos como es explica en la política de privacidad.
· Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de datos aquí.

Noticias relacionadas

Primera Junta Directiva de EFCL.
Leer más

EFCL, 25 años de pasión

Por: Eduardo Estévez, director de Empresa Familiar de Castilla y León (EFCL)
Salamanca, 27 de junio de 1997, constitución de la asociación de Empresa Familiar de Castilla y León (EFCL).…
Ir al contenido